LA PROTECCIÓN SOLAR A BORDO

Salir con la barca, la brisa marina, el sol y calor del verano...¡Un sueño! Con todos los elementos a favor para pasar un momento ideal en el mar, no hay que restar importancia a la protección solar a bordo.

Es un aspecto a tener en cuenta que va más allá de las buenas costumbres y de los materiales que filtran los rayos UV, ¡ya que se puede evitar el look “cangrejo” al mismo tiempo que el famoso “golpe de calor”!

 

LOS PELIGROS DEL SOL EN LA EMBARCACIÓN DE VELA

 

sortie mer été

 

Gracias al buen tiempo, las salidas al mar son siempre agradables. Sin embargo, a pesar de que tomar el sol haga bien al organismo, un exposición prolongada puede ser perjudicial para la salud.

El primer riesgo es el golpe de calor, es decir, quemaduras en la piel de mayor o menor importancia dependiendo de la fragilidad de la epidermis y de las condiciones de exposición.

En el puente de un barco, existe el riesgo de coger una insolación o “golpe de calor”, como consecuencia de una exposición excesiva a los rayos UV. A largo plazo, pueden aparecer lesiones en los ojos, envejecimiento prematuro de la piel y hasta tumores.

Por lo tanto, para disfrutar tu salida con la vela bajo un cielo completamente despejado con la mayor tranquilidad, ¡protégete bien!

 

LA REFLEXIÓN DEL SOL AUMENTA LOS RIESGOS EN EL MAR

 

reflet soleil eau

 

En el barco de vela, catamarán o lancha, es indispensable protegerse dado que la intensidad de la exposición al sol se multiplica. Esto sucede por 3 razones:

- Si sales en una regata de uno o más días de duración, la exposición a los rayos del sol será prolongada y continua.

- El agua, las velas y el puente del barco reflejan los rayos del sol que generan un efecto de reflexión máximo.

- Las gotas de agua y el viento te darán una agradable sensación de frescor...y te olvidarás de que la piel...¡quema!

El reflejo del sol en el agua puede provocar insolaciones mucho más rápido que en tierra firme. En el mar, las insolaciones suelen ser más importantes y empeoran rápidamente a causa de la distancia de la costa y, por lo tanto, de una estructura de primeros auxilios.

Además, este tipo de fenómenos reducen bastante tu habilidad para navegar y, por lo tanto, se necesita más tiempo para llegar a la costa.

Con el objetivo de evitar golpes de sol e insolaciones, es indispensable aumentar la precaución contra los rayos UV y el calor del sol en general cuando se está a bordo.

Descubre cuáles son tus aliados para la protección solar que te ayudan a cubrirte de los pies a la cabeza. 

 

TOP UV, GORRO, GAFAS DE SOL Y CREMA DE PROTECCIÓN SOLAR: TUS ALIADOS EN EL BARCO DE VELA

 

casquette voile soleil

El capitán Tanguy De Lamotte sabe bien cuando es el momento de protegerse del sol cuando está a bordo.

Es importante saber que ante la presencia de un cielo ligeramente nublado, los efectos de los rayos del sol no desaparecen. Por este motivo, hace falta protegerse en cualquier circunstancia. Para estar completamente protegido durante una salida con el barco de vela, recuerda llevar contigo algunos artículos esenciales:

- vestuario “sailwear”: aprovecha las ventajas de las prendas largas destinadas a la práctica de la vela que te protegen contra los rayos UV gracias a su tejido ligero y técnico.

- un top UV: a menudo utilizado en los deportes de tabla. Esta prenda está compuesta por un material que bloquea hasta el 95% de los rayos UV protegiéndote también si estás mojado.

- un gorro: un gorro de pescador, una gorra con protección o un sombrero de ala ancha cubren la cabeza, pero también la nuca y las orejas. ¡Los sombreros que se sujetan al cuello también resisten estoicamente los golpes de viento!

- gafas de sol polarizadas: durante una regata, los rayos del sol se reflejan en el agua, en la vela y en el puente y alcanzan directamente la retina. Elige gafas de sol que sean al menos de categoría 3.  ORAO propone lentes con protección anti UV al 100% sin tener en cuenta la categoría (3 tiempo soleado, 4 muy soleado). La polarización es otra opción para disfrutar todavía más las salidas al mar.

 

- crema de protección solar: para aplicar en los puntos que no están cubiertos por las prendas. Elige una crema adecuada a tu piel y a tu fototipo: de 6 a 10 para las pieles olivastras, de 15 a 25 para las pieles ligeramente sensibles, de 30 a 50 para las pieles sensibles y 50+ para aquellas muy sensibles: aptonia cuenta con una gama de cremas solares con todos los factores de protección para asegurarte una protección completa. Importante: la aplicación de la crema solar tiene que repetirse cada 2 horas

 

 

PROTECCIÓN SOLAR: ¡TRUCOS PRÁCTICOS ANTES DE SOLTAR AMARRES!

Unos días antes de tu primera salida de la estación, prepara la piel con cuidado en perspectiva de una exposición progresiva. Bastan pocos minutos al día.

Entre las 12 y las 16 horas el sol se encuentra en el cenit. Limita las salidas al mar en esta franja horaria y, si es posible, ¡quédate bajo la sombra de la vela!

Además, ten en cuenta que no tienes que volver a tierra firme súper bronceado a cualquier costo. Tienes que protegerte siempre antes de salir, incluso cuando está nublado. Las nubes filtran solo una pequeña parte de los rayos UV, por lo que el riesgo es siempre alto.

Un último consejo: ¡bebe todo el agua que quieras! No esperes a tener sed antes de beber. Hidrátate regularmente para prevenir una insolación.

Llegados a este punto, puedes verificar en tu lista todo lo indispensable para la protección solar a bordo y¡ navegar con el viento con toda tranquilidad! 

 

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Confirmar
HAUT DE PAGE